Reivindican el valor del sector primario ante la crisis por la Covid–19

El Palacio de Congresos de Valencia ha acogido el 22º Congreso AECOC de Frutas y Hortalizas, que ha reunido a más de 110 representantes de la cadena agroalimentaria, en un evento acondicionado para garantizar la seguridad a los asistentes. En el cierre del mismo, el presidente del Comité AECOC de Frutas y Hortalizas, Joaquín Rey, ha reivindicado el valor del sector primario, tanto por su papel ante la crisis generada por la pandemia de la Covid–19 como por su rol en la economía y en la sociedad.

«La respuesta que hemos dado a la crisis sanitaria ha sido el mayor éxito que ha tenido el sector a la hora de ayudar a la sociedad, y solo hay dos claves para explicar esta reacción: el orgullo de pertenencia al sector primario y el amor que sentimos por nuestro trabajo», ha resaltado Rey. Asimismo, ha puesto en valor el reconocimiento social recibido por el sector agroalimentario a raíz de la pandemia, pero ha reclamado «que ni se nos haga pasar por héroes ni tampoco se nos demonice», en relación a los debates a los que suele estar ligado el sector, como la reclamación de mejores precios para los productores. En este sentido ha dicho que «existen costes relacionados con nuestra actividad y la crisis de la Covid–19 nos ha enseñado que no se puede banalizar el trabajo del sector primario».

Rey ha finalizado su intervención apelando a la cohesión del sector para superar la situación actual, con este mensaje, «de esta crisis no saldremos con una vacuna, sino con unión».
 

Respuesta del sector 
El 22º Congreso AECOC de Frutas y Hortalizas ha reunido en una misma mesa de debate a productores, cooperativas y distribuidores para analizar cómo ha sido su experiencia ante una situación anómala como la planteada por la crisis sanitaria por la pandemia.

El director comercial de Anecoop, Miguel Abril, ha manifestado que «la importancia de hacer ver que tenemos un sector agroalimentario fuerte y capaz de garantizar el suministro de la población en cualquier contexto». Al respecto, ha reclamado que la administración promueva «políticas para apoyar a un sector que logra que el país no sea dependiente de terceros en situaciones como esta».

En la misma línea, el director general de Supermercados MasyMas, José Juan Fornés, ha indicado que «se han hecho bien las cosas cuando no había un guión ni un itinerario marcado. La sociedad nos necesitaba y hemos respondido asegurando la salud de las personas y el abastecimiento».

El director general de Unica Group, Enrique de los Ríos, ha puesto énfasis en que, si bien la situación no estaba en ninguna previsión, «la crisis nos pilló entrenados, porque el campo vive en una crisis continua». 

Por su parte, la directora general de IFCO Systems en España, Lucía Aragonés, ha explicado que «nos preparamos para atender las 24 horas del día, siete días a la semana, y esa fue la clave para poder responder a un crecimiento del 45% de la demanda durante las primeras semanas del estado de alarma».

Finalmente, el director general de Zenalco, Luis Fidalgo, se ha felicitado por el «éxito de llevar al 100% del equipo al teletrabajo» y por «el alto grado de compromiso por parte de los proveedores que se ha mostrado durante toda la crisis».  
 

Previsiones económicas
En el análisis económico de la situación, el director del área de Retail en IRI España, Pedro Egea, ha resaltado que las verduras y hortalizas han sido, junto a la carne, responsables del gran crecimiento experimentado por los productos frescos desde el inicio del estado de alarma, con incremento en su volumen de ventas por encima del 7% en la comparativa interanual al mes de agosto. De hecho, el crecimiento de la demanda de la categoría, junto con las frutas, superó el 40% durante el confinamiento para estabilizarse por encima del 5% en los últimos meses.  

Egea también se ha referido al incremento del canal online, y ha recalcado que «a pesar de ser importante, sigue representando solo el 1% del mercado». 

En una mirada más macroeconómica, el economista de la Universidad de Barcelona, José María Gay de Liébana, ha mostrado su preocupación por las previsiones de caída del 12,5% que pesan sobre la economía española para este año y la recuperación de entre el 2% y 3% que se prevé para 2021. «Somos la economía europea que más cae en el segundo semestre y la que más empleo destruye, por lo que algo hacemos mal», ha apuntado Gay de Liébana.

Entre las recetas para la recuperación, el economista ha reivindicado una «reindustrialización del país para ganar robustez en la economía». Además, ha recordado que el peso de la industria manufacturera en España en 1973 estaba por encima del 38% del PIB, mientras que hoy se sitúa sobre el 11%.

Publicidad

  
  
 

Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ejemplar gratuito

Publicaciones recomendadas

 
 
 
 


 

 

Jornadas Fruticultura