Crece la exportación frutícola un 10% en volumen y un 19% en valor en marzo

La exportación española de frutas y hortalizas frescas en marzo, primer mes de la pandemia del Covid–19, ha crecido un 3,6% en volumen y un 12% en valor en relación al mismo mes del año anterior, totalizando 1,3 millones de toneladas y 1.592 millones de euros, según datos del Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales, lo que para FEPEX «refleja la fortaleza del sector y su importancia estratégica en la sociedad y en la economía española».

Por lo que se refiere a las frutas, estas registraron en marzo un crecimiento del 10% en volumen y del 19% en valor respecto al mismo periodo del 2019, con 658.103 toneladas (t) y 836,7 millones de euros, y registrando fuertes incrementos la mayoría de productos, menos la fresa.

Los cítricos, las principales frutas exportadas en este mes, fueron los que registraron los mayores aumentos tanto en volumen como en valor. En este sentido, el Comité de Gestión de Cítricos (CGC) ha subrayado que «con casi medio millón de toneladas exportadas (499.291) y con toda la segunda quincena de ese mes con el estado de alarma declarado, el sector citrícola español registró el mejor mes de marzo de su historia», lo que ha permitido dar un vuelco a la campaña que presentaba una cosecha casi un 24% más baja que la anterior.

Destaca, asimismo, el comportamiento positivo de la fruta de pepita con unos incrementos de la exportación de manzana del 47% en volumen y del 61% en valor con relación a marzo de 2019, totalizando 12.385 t y 9,3 millones de euros, así como la pera con 7.140 t y 5,6 millones de euros, un 5% y 21% más respectivamente.

Por el contrario, la fresa ha registrado un comportamiento negativo en el mes de marzo, con un descenso de los envíos del 3,4% en volumen y del 8% en valor, totalizando 76.934 t y 153,5 millones de euros, «debido a que en este momento excepcional en que los consumidores europeos han estado confinados en sus casas han optado por salir menos veces a comprar y decantarse por productos más duraderos».

FEPEX ha señalado que los datos del mes de marzo «reflejan la fortaleza de la exportación hortofrutícola en plena crisis del Covid–19 y su importancia estratégica tanto en el aspecto social, como económico, dado su carácter intensivo de mano de obra siendo, además uno de los pocos sectores de la balanza comercial española que han registrado una evolución positiva en este marzo». Por ello, esta entidad ha reiterado «la necesidad de un conjunto de medidas para mejorar la competitividad y poder hacer frente a la amenaza de países terceros que no aplican el estricto marco regulatorio comunitario, así como un segundo grupo de medidas para los sectores gravemente afectados por la pandemia, como la fresa».

Publicidad

  
  
 
 

Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ejemplar gratuito

Publicaciones recomendadas

 
 
 
 


 

 

Jornadas Fruticultura